The Andy Warhol Diaries, la docuserie que revela un punto de vista desconocido del icónico artista

Producida por Ryan Murphy, aborda en 6 episodios vida, obra y amores del tan enigmático como famosísimo representante de las vanguardias artísticas de los 60.

Desde hace unos día está disponible en Netflix la magnífica docuserie The Andy Warhol Diaries, dirigida por Andrew Rossi  (responsable del también notable documental Page One: Inside the New York Times) y producida por Ryan Murphy, creador de Glee, American Horror Story y Pose, entre otras series.

Basada en The Andy Warhol Diaries, el libro de memorias del artista, publicado en 1989, dos años después de su muerte, el documental está dividido en seis exhaustivos episodios que van de los 50 a los 80 minutos.

Son, como el libro, el reflejo de las conversaciones que Warhol mantuvo a diario con su amigo Pat Hacket entre el 24 de noviembre de 1976 y el 17 de febrero de 1987, cinco días antes de su fallecimiento.

A ese material, que en una acertada decisión Rossi optó por mostrarlo mediante la voz en off de Warhol, lograda mediante inteligencia artificial, se suman los testimonios de casi una cincuentena de amigos y colaboradores del artista. Además de un valioso archivo y recreaciones de lo que el propio diario cuenta, que sirven para esbozar un retrato preciso y fascinante de un hombre que cultivó por partes iguales enigma y exhibicionismo. Uno que lo muestra como nunca se lo vio.

El hombre nacido como Andrew Warhola, Jr. en Pittsburg en 1928, hijo de padres inmigrantes austro-húngaros, y que para mediados de los 60 ya era el artista pop más célebre del planeta, se mostró al mundo impenetrable, con sus pelucas blancas, su piel irregular y sus ojos acuosos, escondidos tras los icónicos lentes. No lo es ciertamente para esta docuserie, que ahonda en el misterio de su sexualidad y de su vida mediante una investigación que no deja aspecto sin cubrir.

No faltan sus obras, sus películas, sus poco conocidas (y geniales) fotografías, su coqueteo con la tecnología, el ecosistema que lo rodeaba, desarrollado en escenarios reconocibles (la discoteca Studio 54, su famoso estudio, The Factory, la ciudad de Nueva York misma), como telón de fondo de una historia que se cuenta largo, con enorme cantidad de detalles y multiplicidad de miradas.

Trío de relaciones

En la zona central de la docuserie hay tres capítulos dedicados a otros tantos hombres que fueron sus amantes, claves en la vida de Warhol: Jed Johnson, Jon Gould, y su amigo y colaborador, ese otro gran artista que fue Jean-Michel Basquiat. Se sabe que Warhol jugó toda la vida con la ambigüedad y jamás se pronunció al respecto, pero la serie arroja luz sobre un secreto a voces, el de su homosexualidad.

Johnson, el jovencito que llegó en 1967 a The Factory y por su impactante belleza pasó de ser mensajero a colaborador del artista, es mostrado como una especie de ángel. Protector y protegido fueron forjando sus caminos (Warhol metiéndose entre los mitos vivientes de los 70, Johnson revelándose como un refinado diseñador de interiores) hasta que se separaron, en 1980.

El perfil de Gould, que llegó después, era distinto: un ejecutivo de estudio de cine que vendía heterosexualidad (con éxito) y de quien Warhol se enamoró, aunque, como señala Jack Seale en The Guardian, “no existe el colaborador que puede ofrecer información íntima sobre la relación y su influencia en el trabajo de Warhol”. Sí deja en claro la serie que el arrobamiento amoroso fue mutuo, incluso se citan poemas que Gould le dedicó a Warhol.

En cuanto a su relación con Basquiat, alguna vez Bob Colacello, editor de la revista Interview dijo: “Andy estaba enamorado de Jean-Michel tanto de manera paternal como homosexual”. Las colaboraciones entre ambos, potentes, geniales, definitorias del arte de los 80, plantearon –y la serie no es ajena a ella- una pregunta que se hizo todo el mundo: ¿quién uso a quién? Una cuestión que no tiene respuesta y se juega en el terreno ambiguo de los puntos de vista.

Como sea, a 35 años de la muerte de quien fue el más notorio artista pop de la historia, The Andy Warhol Diaries surge como el testimonio más fehaciente de la vida de un hombre que tuvo sus contradicciones y que, a pesar de imbricar inteligentemente su personalidad pública con su obra, hizo el esfuerzo por mostrarse humano a su manera. Solo que lo hizo dónde y como quiso.

Artículos Relacionados>

Por El Planeta Urbano
La guerra cultural se libra también en los colegios de EEUU. Durante el último año, más de 1.600 libros de temática racial o con personajes LGTB fueron prohibidos en miles de escuelas, gracias al lobby de organizaciones vinculadas a grupos conservadores.
Por El Planeta Urbano
Se publicó en el marco de "The Last of Us Day", que se celebra por los fanáticos de la saga. Se espera que la producción llegue a la plataforma en la primera mitad de 2023.
Por El Planeta Urbano
La cinta de James Cameron continúa reivindicándose como la más taquillera de todos los tiempos.
Por El Planeta Urbano
La película colombiana "Los reyes del mundo", dirigida por Laura Mora, ha sido la triunfadora de la 70 edición del Festival de Cine de San Sebastián, donde se ha alzado con la Concha de Oro.
Por El Planeta Urbano
"No te preocupes, querida", el thriller psicológico dirigido por Olivia Wilde y protagonizado por Harry Styles, se impuso en la taquilla de Estados Unidos en su primer fin de semana en cartel con una recaudación de 19,2 millones de dólares.
Por El Planeta Urbano
La artista barbadense regresa a los escenarios tras seis años, luego de ser mamá y dedicarse a otros negocios empresariales.
Por El Planeta Urbano
El fundador de Pink Floyd lamentó la cancelación de sus espectáculos. Un grupo de concejales quiere nombrar como "persona non grata" a todo aquel que apoye a Rusia en medio del conflicto bélico.
Por El Planeta Urbano
En el marco de "Tudum", el evento virtual global del gigante del streaming, se dieron a conocer los adelantos de las producciones que se estrenarán próximamente.