Semana del Old Fashioned: historia y receta de uno de los cocktails más antiguos del mundo

Con bourbon o rye whisky (whisky de centeno); con azúcar o almíbar; con o sin agua; con Angostura u otros bitters (los de fabricación artesanal incluidos); con rodaja/piel/ralladura de naranja/limón y cereza; siempre con hielo. El Old fashioned es uno de los cocktails clásicos más antiguos de la historia, y del 7 al 14 de noviembre celebra su Semana.

La iniciativa fue lanzada en 2015 por Michael Landart, del bar parisino Maria Loca, y por Cyrille Hugon, de la feria Rhum Fest Paris. Y creció tanto que ya en 2017 involucraba 800 bares en todo el mundo.

Según Difford’s Guide, el famoso y consultadísimo sitio web dedicado a bebidas y cocktails, el Old fashioned es un trago cuyo origen está “envuelto en las brumas del tiempo”. Por eso, fueron a lo seguro y consultaron el libro Old-Fashioned: The Story of the World's First Classic Cocktail, with Recipes and Lore, del experto Robert Simonson.

Vaso corto, hielo, rodaja de naranja. Un clásico.

Simonson escribe: “"El Old-Fashioned Whisky (tal el nombre completo de la bebida) es un trago que data de los primeros días de la era del cocktail. Sigue la fórmula clásica establecida en 1806: licor, un poco de azúcar, un poco de agua, y bitters”. Simple.

Cuando alrededor de 1880 aparecieron los cocktails “modernos”, como el Manhattan, los bebedores más apegados a los clásicos empezaron a pedir, malhumorados, “old fashioned cocktails”, es decir, tragos a la antigua. Ahí quedó bautizado para siempre.

Pero aunque a lo largo del tiempo la autoría del Old fashioned fue atribuida a varias personas y bares (persiste más que ninguna la que asegura que fue creado en el Pendennis Club de Louisville en algún momento de entre 1889 y 1895, aunque fue debida y largamente desacreditada), ya el llamado Whisky Cocktail –forma primigenia del Old fashioned- era popular en la década de 1840 entre los jóvenes adinerados.

Bitter Angostura, fundamental en un Old fashioned.

Pasó por muchas fórmulas. Cambió el vaso, el almíbar fue reemplazado por el terrón de azúcar, se sumó el hielo, aparecieron las futas. Dejó de ser una bebida “para abrir los ojos” (se consumía por las mañanas) para convertirse en un trago para el disfrute. Y aunque después de la Prohibición gozó de una explosión de popularidad, esta decayó en la década del 70.

Hasta que en 2007 apareció Mad Men, la formidable serie creada por Matthew Weiner, donde su protagonista, el carismático Don Draper, interpretado por Jon Hamm, ahogaba sus tribulaciones en litros de Old fashioned. De la mano de una ficción que signó la televisión de principios de siglo, otra historia comenzaba.

Don Draper puro: ostras, Old fashioned, cigarrillo.

Esta es la receta clásica del Old fashioned según la Asociación Internacional de Bartenders:

Ingredientes

45 cc de bourbon o rye whiskey
2 dashes de Angostura
1 terrón de azúcar
Agua, c/n

Procedimiento

1 En un vaso de Old fashioned (corto y ancho, de fondo grueso) colocar el terrón de azúcar, el bitter y un chorrito de agua. Machacar hasta que se disuelva.
2 Distribuir el líquido por todo el interior del vaso.
3 Completar con hielo. Agregar el whisky.
4 Adornar con una rodaja de naranja y una cereza fresca (o al marrasquino).

Artículos Relacionados

Por El Planeta Urbano
Por El Planeta Urbano
Por El Planeta Urbano
Por Ornella Sersale
El paraíso de los panificados abrió las puertas de su centro de producción para conocer en detalle cada uno de sus secretos y celebrar treinta años alrededor de la mesa. Pasen, degusten y vean.  
Por El Planeta Urbano
Hoy se celebra el Día Mundial del Brownie, y no conocemos mejor manera de festejarlo que saboreando este cuadrado de puro chocolate, con corazón húmedo (imprescindible) y el aporte fundamental de la nuez.
Por El Planeta Urbano
Nació en el siglo XVIII, y desde entonces, reina. Radiografía de un manjar cotidiano que hoy está de festejo.