Con motivo de la 28ª edición de la Marcha del Orgullo en Buenos Aires, el portal de turismo Booking.com propone otras alternativas para festejar la unión sin fronteras.


Tel Aviv, Israel

Gracias a una playa prístina que se extiende cinco kilómetros en la parte occidental de la ciudad, y a la calidad de su comida, vida nocturna, compras y clima, Tel Aviv es un destino ideal. Es también una de las ciudades más inclusivas de Oriente Medio y de todo el mundo, y su celebración del orgullo se ha convertido en la marcha más grande y concurrida de toda Asia.

Ámsterdam, Países Bajos

Nunca decepciona. Se puede caminar sin rumbo por sus callecitas empedradas, pasear en barco por los canales de la ciudad, descubrir algún lugar de moda para comer un brunch o simplemente disfrutar de un picnic en alguno de sus parques. Además, los Países Bajos tienen una larga tradición de apertura e inclusión, y fueron uno de los primeros países del mundo en apoyar el matrimonio igualitario.

Madrid, España

Con más de 300 días soleados por año, es difícil resistirse a la capital española. Además de su clima espectacular, los amantes de la comida pueden disfrutar de las tapas, el vino y la cerveza locales. El matrimonio igualitario existe en España desde hace más de una década, y todos los veranos la ciudad es sede de una de las marchas del orgullo más grandes del mundo.

Reikiavik, Islandia

Lugar ideal para quienes gustan de la aventura todo el año. Ya sea que quieras pasear por los fiordos durante el verano, observar los primeros indicios de la aurora boreal en otoño, disfrutar de las aguas turquesas termales de la laguna azul en invierno o conocer la temporada de festivales en primavera, los paisajes únicos del país ofrecen escapadas espectaculares e inolvidables. Islandia también tiene una de las sociedades más amigables e inclusivas del mundo, lo que la hace una opción atractiva para que el viaje sea una experiencia muy especial.

San Francisco, Estados Unidos

Sinónimo de diversidad. Desde sus icónicas colinas, tranvías y casas de color pastel hasta su increíble costa y escena gastronómica, esta ciudad del norte de California es un refugio abierto y amigable desde hace varias décadas. Además, como todo el año hay temperaturas templadas, siempre es buen momento para visitarla.

})(jQuery);