En Stromboli, una de las islas más bellas del archipiélago eolio de Sicilia, se vende el chalé de los famosos diseñadores Domenico Dolce y Stefano Gabbana (https://www.lionard.es/exclusiva-villa-dolce-e-gabbana-en-venta-sobre-el-mar-de-stromboli.html).
Se puede llegar a la isla en helicóptero o en barco.
La propiedad, cuya venta ha sido confiada exclusivamente a Lionard Luxury Real Estate, goza de una posición única junto al mar, con unas vistas impresionantes tanto del islote de Strombolicchio como del volcán, llamado por los habitantes «Iddu» (él), y conocido en todo el mundo por su «Sciara del fuoco» (arroyo de fuego) que ilumina las noches estrelladas. La vivienda nace de la fusión de tres viviendas típicas de las islas Eolias y sigue el recorrido de la costa irregular de rocas volcánicas; al estar rodeada de terrazas y exuberantes jardines, con la típica vegetación del Mediterráneo, esta espléndida residencia también permite vivir en contacto directo con la poderosa naturaleza de la isla.
La propiedad abarca más de 500 metros cuadrados, de los cuales 235 son de interiores, con siete suites, cada una de un color diferente, y 300 de jardines. El chalé se reformó de acuerdo con el estilo y el gusto de los dos diseñadores, que la decoraron con el mismo amor y pasión que dedican al diseño de su ropa: los magníficos muebles, las piezas y telas únicas de la casa se combinan con elementos de la artesanía local (desde mayólica pintada a mano hasta cortinas de encaje), creando el estilo único de Dolce & Gabbana. La residencia se encuentra en un emplazamiento que goza de absoluta tranquilidad.
En este rincón del paraíso siciliano, Dolce y Gabbana han pasado sus veranos desde la década de los 90, organizando fiestas memorables a las que invitaban a estrellas internacionales. Como es bien sabido, los dos diseñadores cultivan un amor incondicional por Sicilia, que constituye una fuente constante y esencial de inspiración para sus colecciones, y también por las islas Eolias, que representan su esencia más profunda y auténtica. Justo en Stromboli, en 2014, dos grandes nombres del cine italiano e internacional, los ganadores del Óscar Paolo Sorrentino y Paolo Virzì, filmaron un spot publicitario con el actor Colin Farrell para un perfume de la famosa casa de moda italiana.
El amor abrumador entre la estrella de Hollywood Ingrid Bergman y el director Roberto Rossellini dio a conocer al mundo la belleza indomable de Stromboli, ya que en el verano de 1949 trabajaron en la grabación en la isla de la obra maestra Stromboli: Tierra de Dios. Todo comenzó un año antes, cuando la famosa actriz escribió una breve carta al director, cuyas películas conocía, pero al que nunca había visto en persona. La carta llegó justo el día del cumpleaños de Rossellini, el 7 de mayo de 1948, y trastocó completamente su corazón, marcando el final de su relación con Anna Magnani. La belleza salvaje de Stromboli, dada a conocer al público en general por esa memorable película, sigue siendo hoy una de las características más distintivas de este lugar único en el mundo.