Converse continua comprometiéndose a apoyar los movimientos para un cambio social positivo y amplificar las voces de los jóvenes a medida que impulsan el progreso para construir el futuro en el que creen. Este año, como parte de la colección anual y después de un lanzamiento inicial on line, presenta la linea PRIDE de zapatillas inspiradas por la bandera trans. La colección tiene como objetivo rendir homenaje a los rebeldes y héroes que continúan allanando el camino y celebrando quienes somos todos como individuos.

Esta colección nació de una red de empleados LGBTQ en 2014 y desde entonces se ha convertido en una celebración anual. La colección de este año traduce la importancia, el impacto cultural y la valentía de los 50 años de PRIDE, a través de Chuck Taylor y Chuck 70 y la cápsula de vestimenta que lo acompaña, que es una afirmación fuerte y orgullosa de la verdadera autoexpresión a través de un diseño de perno y mucho glamour glitter.
En un guiño al año 1969, cuando tuvieron lugar los disturbios de Stonewall, hay elementos de diseño y elementos de descubrimiento destacados en toda la colección.