Azzaro presentó su colección masculina para la temporada otoño-invierno del año 2018.


Celebrando los 50 años de la marca, la nueva colección se inspira en la década del 70′, agregándole un toque de modernidad de los tiempos actuales. La colección incluye prendas de día y de noche.

Para el día, las prendas combinan lo simple con lo sofisticado, en un

mix entre cortes clásicos animados por juegos de colores o estampados. Tonos de azul, el color distintivo de Azzaro, se combinan con tonos bordo y más neutros de gris, beige, marrón y negro. Los tonos y texturas contrastantes agregan sustancia a  esta colección sutilmente detallada de piezas hechas a medida, no convencionales. Lana, terciopelo, cuero y algodón mercerizado aportan dulzura y autenticidad a la colección.

Entre las prendas presentadas se encuentran trajes de tres piezas, chalecos de vestir, sweaters, una amplia línea de camperas sport, y los ambos característicos de la marca.

Para la noche los colores se vuelven más oscuros y aparecen texturas finas junto con brillo. Un ejemplo son los esmoquin con detalles satinados. Azul prusiano, azul medianoche, bordo y negro se funden en la noche. Terciopelo, satén y lana tienen un brillo sutil, ofreciendo una sobriedad poco convencional.

Una colección que celebra 50 años de creación. Encontrala en www.azzaro-couture.com/ar

 

 

 

})(jQuery);