Eruca Sativa: a través de todo

Con el visto bueno de Divididos, David Lebón y Fito Páez, los niños mimados de la escena local trascendieron el under cordobés y conquistaron al público porteño. Pura potencia, el trío se lanza a la conquista del mundo con su tercer trabajo, Huellas digitales, el disco y DVD que inmortaliza sus presentaciones en vivo.

 

Algo de power trío, algo de fem rock. A simple vista surgen las catalogaciones naturales para intentar encasillar a Eruca Sativa, pero se trata de un universo de dicotomías y complejidades que los hace indefinibles. Lula Bertoldi, desde la voz y la guitarra; Brenda Martín, desde el bajo, y Gabriel Pedernera con su batería viven en constante mutación y desde hace ocho anos, cuando se reunieron en su Córdoba natal, su camino está marcado por el cambio de piel, la reinvención y la revisión continua que hacen que este trío haya llegado para cachetear al rock vernáculo.

 

 

Eruca Sativa es hoy para muchos la revelación del momento. Pero la banda nacida en Córdoba, con cuatro discos editados, vive algo así como su momento de gloria. Son los ninos mimados de la escena local. Divididos, Fito Páez y David Lebón, entre varios otros, les dieron su bendición.

 

 

Esa búsqueda constante por derribar todo tipo de formatos impuestos es, justamente, uno de sus imanes más fuertes. Ese despilfarro de sonidos que lanzan tiene mucho del grunge de los noventa, pero también aparecen muy claras las influencias que recibieron de The Beatles, Led Zeppelin y Spinetta.

 

 

 

Ese camino los llevó hasta el Estadio Único de La Plata, dond telonearon a Foo Fighters, uno de los espejos en los que la banda se mira. A pocos días de ese hito, Gabriel Pedernera está ansioso y no lo oculta; está emocionado por compartir ese escenario con los estadounidenses. Haber llegado hasta  ese lugar obliga al baterista a recorrer los pasos de Eruca Sativa: “Cuando formamos Eruca nosotros ya éramos grandes, veníamos tocando en otros grupos. No éramos la típica banda que se forma en el colegio, teníamos cierta experiencia (...)

 

 

 

 

Artículos Relacionados>

Por Leonardo Martinelli
El actor ganador de dos premios Oscar repasa los clásicos de la pantalla chica y grande que lo convirtieron en un referente ineludible de nuestra cultura popular.
Por Daniel Bajarlía
Ícono del cancionero popular argentino, la cantautora que se formó entre el folklore y el pop se prepara para celebrar sus 25 años con la música repasando todos sus éxitos, en una gira especial que recorrerá todo el país y culminará el 2 de diciembre en el Gran Rex.
Por Tomás Gorrini
De Charly García a Los Auténticos Decadentes y Fito Páez. La historia de la artista que corre detrás de sus sueños y que acaba de estrenar canción junto al genio creador de El amor después del amor.
Por David Lifschitz
Dicen que las segundas vueltas nunca fueron buenas, pero su reencuentro con el personaje que la consagró a nivel mundial entierra con fuerza este mito. En la piel de Édith Piaf, asegura que alcanzó todo lo que imaginaba para su carrera.
Por Marcelo Pavazza
Con la conducción de Qué mañana!, todos los días en Canal 9, el chef y maestro de ceremonias confirma su versatilidad y verifica una vocación que arrancó hace casi 40 años, cuando el célebre Gato Dumas lo convirtió en su discípulo, enseñándole los secretos de una profesión que hoy lo tiene como referente indiscutido.
Por Daniel Bajarlía
El artista que formó parte de algunos de los programas de culto más importantes de la televisión ahora abre las puertas de su hogar para grabar ¡Fa!, un ciclo de reuniones culturales donde la música y el debate son los verdaderos protagonistas.
Por Rolando Gallego
Interpretó grandes historias y se puso en la piel de personajes inolvidables que dividieron los debates en las redes y en la opinión pública. Siempre ecléctica, la joven actriz trata de nunca repetirse y ahora va en busca de nuevos desafíos a la altura de su talento.
Por Camila Mariani
A través de su marca Sazkat, Romano propone poder expresarse libremente, pero de manera elegante ante diferentes situaciones. Hijo de una familia de sastres, se tomó su tiempo para entender que también ese era su destino, aunque sin desatender su amor por la música.