Un dispositivo con conectividad 4G y GPS permite seguir los pasos de perros y gatos, tener control de sus recorridos y monitorear su actividad física, zonas seguras y temperatura ambiente a través del celular.


Más de la mitad de los argentinos convive con algún canino. El 28 por ciento tiene un solo perro, y el 24, más de uno. Estos datos se desprenden del lanzamiento en el país de Bipy Mascotas, un dispositivo inteligente para ir tras los pasos de perros o gatos, aunque esa no sea su única función.

El nuevo chiche, que va adosado al collar, tiene funciones de localizador vía GPS apalancado con una conexión constante a 4G. Sí, ¡hay que pagarle el abono a un perro o un gato! Cada mascota tiene un perfil con información relativa a su raza, contextura física y objetivos de actividad física. Al igual que los otros dispositivos IOT (internet de las cosas) de la compañía, permite configurar una zona segura y consecuentes notificaciones de alertas si la traspasan, historial de recorridas, monitor de actividad física y sensor de temperatura y de agua. También tiene micrófono y parlante incorporado para hablarle a la mascota y escuchar los ruidos ambiente, como si se tratara de una conversación telefónica.

Bipy funciona con una aplicación que se puede descargar desde Android o iOS y permite establecer la ubicación en tiempo real de la mascota en caso de extravío pero también, útil, para cuando se mueven solos o salen con paseadores, con una memoria de las últimas 72 horas. Esto indica la cantidad de actividad física que hace por día, dato indispensable para aquellos perros que tengan que establecer una dieta estricta, sea por enfermedad o por la naturaleza del tipo de raza. El sensor de temperatura ambiente y su respectiva alarma son muy útiles en verano, época en la que muchos perros se deshidratan, lo mismo que el sensor de contacto con el agua, para evitar posibles caídas.

Una de las funciones más geniales es la de “perdí a mi mascota”, que activa el protocolo de búsqueda a través de una red social zonal con otros usuarios de Bipy Mascotas. Además, funcionando como una red familiar, el dispositivo se puede enlazar con hasta diez usuarios para que otras personas puedan ser parte del cuidado de la mascota y acceder a los datos almacenados en el historial: edad, alimentación, historial de recorridos, visitas al veterinario, calendario de vacunas, etcétera.

Tiene una autonomía de 24 horas en uso continuo, es decir, que según la actividad del gadget durará varios días o tan sólo uno. Este es el tercer lanzamiento de la familia Personal Bipy, una serie de dispositivos basados en la internet de las cosas: los anteriores son el de niños y el de adultos mayores.

El producto fue desarrollado localmente a partir de una investigación en China con el mismo tipo de dispositivos, ya que hay muchos en el mundo pero sus funciones son, en general, más modestas. Sale $4.999 más el abono mensual de $130. Tiene un descuento del 50% para miembros de la compañía (Club Personal) y se puede usar aún sin ser clientes, sólo hay que pagar la conexión 4G.

Otros datos, desde Booking.com y Voicent informan que el 76% de los dueños se preocupa por sus mascotas en vacaciones y que un 44% no logra relajarse pensando en ellos. Teniendo en cuenta que la tecnología es un gran aliado para la comunicación a distancia, este producto es bienvenido entre los amantes de las mascotas: la mitad más uno de los argentinos.