Además de lograr objetivos estéticos y de salud, la tendencia es volver a trabajar fibras musculares olvidadas.

Se considera al cross training una nueva tendencia porque en los últimos 20 años los especialistas en fitness se encargaron de diseñar este tipo de clases que permiten “despertar” muchas capacidades que con el tiempo se van perdiendo producto de los hábitos sedentarios. Es un programa de fuerza, potencia y acondicionamiento físico extremo que se basa en el entrenamiento funcional de las capacidades físicas básicas: fuerza, potencia, velocidad, resistencia muscular y cardiovascular, coordinación, agilidad, equilibrio y precisión.

Al trabajar la coordinación, la agilidad y el equilibrio, se estimula y mejora el sistema nervioso central.

La justa combinación entre entrenamiento funcional y entrenamiento extremo. Toda actividad que tenga como objetivo el trabajo de esas capacidades físicas ayudará a mejorar nuestro nivel de fitness y también la calidad corporal. Al trabajar la coordinación, la agilidad y el equilibrio, se estimula y mejora el sistema nervioso central.

El cross training lleva a sus participantes a constantes retos personales y a la sana competencia, razón por la que se ha puesto de moda en shows de televisión nacionales e internacionales y ha captado la atención de las marcas deportivas más importantes.

Sin embargo, como siempre, hay que ser precavidos antes de subirse a la ola: se necesita de un proceso de adaptación para poder empezar en un programa de cross training y un chequeo médico previo, ya que es de muy alta intensidad.