Viene con un motor de 2.0 litros TSI con turbocompresor y 220 CV de potencia máxima. Alta performance, elasticidad y gran agilidad. Un objeto de culto.

motores1La sigla GTI significa “Gran Turismo Inyección” y, más allá de las cuestiones técnicas, el Golf GTI representa un objeto de culto para los amantes de los autos. Sin duda, es un referente histórico que marca a fuego a varias generaciones de seguidores del modelo alemán.

Ahora llega desde México para convivir con el resto de la gama y también para ocupar parte del nicho que dejó vacante el Sirocco.

Lanzado hace pocos días en el país, llega desde la planta de VW en Puebla, México. El VW Golf GTI con carrocería hatchback de cinco puertas está equipado con motor 2.0 TSI de cuatro cilindros en línea con inyección directa, doble árbol de levas a la cabeza, sistema de distribución variable de las válvulas (VVT) y turbocompresor, que entrega una potencia de 220 CV entre 4.500 y 6.200 rpm, y un par de 350 Nm (35,7 kgm) desde las 1.500 hasta las 4.400 vueltas.

Esta excelente motorización se combina con la moderna y eficiente transmisión automática DSG (Direct Shift Gearbox) del tipo de doble embrague, de seis marchas, para conformar un conjunto con tracción delantera que entrega en la práctica lo que dice su ficha técnica: alta performance, elasticidad y gran agilidad en toda situación de marcha. Estas cualidades se reflejan en los notables registros de aceleración (de 0 a 100 km/h en unos 6,5 segundos) y recuperación (alrededor de 4 segundos de 80 a 120 km/h) y alcanza una velocidad máxima de 240 km/h, aproximadamente.

motores4

Esto lo logra por la eficiencia de su transmisión DSG que actúa de varios modos: “Drive”, para una conducción activa en la ciudad o parte de la ruta, y “Sport”, donde logra estirar el régimen en los cambios ascendentes y hace más rápidos los descendentes. Se puede accionar de modo automático o secuencial, para lo cual también viene con levas detrás del volante que no sólo resultan divertidas de utilizar sino que, además, pueden transformarse en un mar de adrenalina si se puede conducir en un circuito autorizado.

En materia de consumo, este Golf GTI gasta menos de lo esperado por tratarse de un “deportivo”. En ciudad, la computadora de abordo indica un consumo de 11,5 km/litro ayudado por el eficiente sistema “Start & Stop” que apaga el motor cuando el auto se detiene totalmente y lo vuelve a encender al retomar la marcha. En tanto, al salir a la ruta a una velocidad promedio de 110 km/h es posible que los guarismos se ubiquen entre los 8 y los 9 litros, dependiendo del peso del pie derecho del conductor.

El Golf GTI trae detalles exteriores con vivos rojos, la sigla “GTI” en la parrilla y el portón trasero, y los despuntes en el mismo tono en los tapizados de cuero (butacas delanteras con ajustes en altura y lumbar) y varias partes del tablero y la palanca de cambios.

En la consola central se ubica una pantalla táctil de 5,8 pulgadas desde donde se controla el GPS, el sistema Park Assist y los sensores delanteros y traseros de estacionamiento, entre otras funciones. Además, por debajo se ubican el climatizador automático digital bizona “Climatronic” y el botón de arranque del motor con el sistema Keyless. Se distinguen, además, una pedalera deportiva y un reposapié de aluminio.

El último punto de importancia es el de la seguridad. Este Golf GTI incluye controles de Estabilidad (ESP) y de Tracción (ASR), Bloqueo Electrónico de Diferencial (EDL), airbags frontales, laterales y de rodilla para el conductor, más anclajes Isofix.

El precio es de 645.756 pesos. Más allá del valor, la magia de las siglas, las prestaciones y el carácter de referente hacen de este modelo un objeto de deseo.