Uno de los ítems a destacar Citroen C3 es la incorporación de luces tecnología LED y su inédito parabrisas Zenith que, con 36,5 centímetros adicionales, permite conseguir más de 80º de visión extendida. El increíble Jeep Wrangler y la súper deportiva Ducati Multiestrada 1200.

El nuevo Citroën C3 recibió un fuerte rediseño de su frontal, con claras reminiscencias del modelo DS3, donde su capot robusto, su amplia parrilla y el elegante diseño de sus ópticas delanteras en forma de bumerán adquieren un mayor protagonismo. De perfil, sus líneas horizontales refuerzan la idea de que es un vehículo más ancho y con trochas más generosas. Uno de los ítems a destacar es la incorporación de luces tecnología LED y su inédito parabrisas Zenith que, con 36,5 centímetros adicionales, permite conseguir más de 80º de visión extendida, elemento que se lleva todos los reconocimientos. En términos de habitabilidad, se aprecia un espacio mejor aprovechado en la parte trasera. El baúl ofrece 300 litros de capacidad. Llegará a la Argentina con dos motorizaciones nafteras, un 1.5 de 89 CV y un 1.6 de 115 CV. Ambos modelos estarán equipados con un solo opcional de caja: una manual de cinco velocidades. En esta nueva generación del C3, se dejará de ofrecer la versión diésel.

 

 

 

 

 

Precio desde $ 91.600 para la versión 

 

Origine y hasta $ 119.660 para la versión Exclusive Pack My Way

 

 

 

 

 

Un objeto de deseo

 

A pesar de las sucesivas renovaciones, la esencia del Jeep Wrangler Rubicon ha resistido el paso del tiempo a través de más de siete décadas. Hoy el Wrangler se ha convertido en un vehículo sofisticado, equipado con el poderoso motor Pentastar, con los más avanzados sistemas de confort y seguridad, y por su atractiva figura es un favorito de los amantes del off road, pero también del público urbano. Esta nueva generación ofrece un nuevo sistema de tracción denominado Rock-Trac HD Part Time, que incluye una reductora con una relación de 4:1, lo que permite conseguir un mayor control y precisión en marchas cortas a bajas velocidades. El sistema de bloqueo de los diferenciales frontal y trasero Tru-Lock incluye un embrague de bloqueo accionado por un solenoide electrónico en cada uno de ellos que ayudan a conservar la tracción ante cualquier imprevisto en el camino. Otra de las novedades que incorpora es un puesto de comando totalmente renovado, que presenta un diseño más moderno y funcional. Ha recibido un tratamiento especial de insonorización general, aumentando la cantidad y calidad de materiales aislantes.

 

Incorpora un volante forrado en cuero regulable en altura con controles de velocidad crucero y de audio. Cabe destacar el sistema MyGig, que lo equipa con una pantalla táctil de 6,5 pulgadas, Uconnect, reproductor de CD y DVD para música, un disco duro de 28 GB y una entrada auxiliar para dispositivos móviles y USB, acompañado con un sistema de audio premium Alpine.

 

Aunque es un vehículo pensado para el uso off road más extremo, cuenta con accesorios de confort como un potente climatizador, espejo retrovisor con oscurecimiento, asiento del conductor regulable en altura, asientos delanteros reclinables, asientos traseros plegables, levantavidrios eléctricos, espejos exteriores con desempañador y computadora de viaje que suma otras indicaciones (brújula, temperatura exterior, etc.) del nuevo instrumental de agujas, retroiluminado y con alertas como olvido de puertas abiertas, alfombra en zona de carga, entre otros.

 

 

 

La super moto

 

Cuatro motos en una. La Ducati Multistrada 1200 es la suma de una moto deportiva, una de larga distancia, una urbana y otra para enduro, todas en una, separadas por un solo click. Dispone de un “botón mágico” que permite cambiar la configuración del motor en cuatro posiciones posibles: Urban, Touring, Sport y Enduro, además se pueden modificar otras configuraciones como el control de tracción y desconectar el ABS en modo Enduro.

 

Lo mejor de esta polivalente moto italiana está en una sumatoria de ítems como sus suspensiones electrónicas, su excelente ergonomía, el caudal interminable de potencia de su motor, la forma en la que transmite esa potencia al piso y lo fácil que es dominarla gracias a su acertada distribución de pesos y la excelente posición de conducción. Se siente ligera, ágil y fácil. Una moto que se puede utilizar en el día a día y que cuando se la exige muestra su lado salvaje.

 

El motor eroga potencia a raudales, siempre dispuesto a dar más y de manera civilizada, salvo en el modo Sport. De los cuatro modos el Touring es el más domesticado y, por lo tanto, no exige tanto al piloto como el modo Sport, que no es para principiantes. En ciudad, tiene un andar excelente. Sin lugar a dudas, una moto única por versatilidad potencia y mística, no se olviden que es una Ducati.